Visita de las Reliquias a la Hospitalidad de Orihuela-Alicante

La Diócesis de Orihuela-Alicante vivió los días 15, 16 y 17 de Octubre un acontecimiento de trascendencia histórica. Por primera vez recibíamos las reliquias de Santa Bernardita, una santa enormemente querida y conocida por esta tierra de tradición tan “Lourdera”. Miles de personas se congregaron esos días en las ciudades que son capitales de provincia y de Diócesis. El martes 15 llegaban a Orihuela a primera hora de la tarde y eran recibidas por cientos de niños de toda la ciudad. Ellos la reconocían siendo niña como ellos. Feligreses de toda la provincia acudieron hasta este extremo de la diócesis para rezar ante ella, para experimentar, como muchos así dijeron, que Lourdes había venido a Orihuela-Alicante. El Obispo Diocesano presidió la Eucaristía con los dos Obispos eméritos y decenas de sacerdotes concelebrantes, donde tuvo lugar una multitudinaria Unción de enfermos coordinada con la pastoral del enfermo y el mayor. Alrededor de 2500 personas participaron en una procesión de antorchas con el rezo del Rosario hasta el santuario de la patrona de la ciudad, Ntra. Sra. de Monserrate, que celebra el Centenario de su Coronación. Todo el día estuvo marcado con una afluencia continua de fieles que adoraron al Santísimo y veneraban agradecidos la visita de las Reliquias. El día 16 partían hacia Alicante donde la S.I.C. San Nicolás abría sus puertas para recibir tan gran acontecimiento. La delegación de Enseñanza de la Diócesis, con colegios de la provincia acogían alegres las Reliquias y hacían una pequeña representación sobre la vida de la joven Bernadette. Los medios de comunicación locales, comarcales y regionales se presentaban para informar sobre la repercusión de esta visita tan extraordinaria. Todo el día estuvo plagado de actos llenos de oración con el rezo del Rosario por voluntarios de Radio María, de cofradías y asociaciones Marianas de la ciudad, Adoración Eucarística, una conferencia Sobre las Apariciones Marianas que nos ofreció el presidente nacional de Radio María (José M. Díez Quintanilla), y los jóvenes de la Diócesis que al final de la jornada, ya en la noche, se reunían junto a las Reliquias para rezar. En definitiva, unos días en los que la diócesis vibró por la alegría de hacer de esta tierra un trocito de Lourdes, sabiendo que Lourdes es un trocito de Cielo en la Tierra. Y así lo vivió esta Hospitalidad con todos los hospitalarios que la formamos. La mañana del 17, tras una emotiva despedida, las Reliquias hicieron una parada veloz en la Comunidad de MM. Carmelitas Descalzas del monasterio del Espíritu Santo en Algorós (Elche), donde el consiliario de la Hospitalidad despedía la Visita antes de la partida para Ibiza. Dios bendiga estos días tan entrañables para todos y nos haga más conscientes del gran regalo de ser el rostro más misericordioso de Dios, especialmente para los niños y los enfermos.

Para ver todas las fotos visita este enlace

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.